sábado, 30 de abril de 2011

No se si lo odio... o si me encanta

No soporto esa necesidad imperiosa que me recorre diariamente de que me hables, de que me digas cualquier cosa...
No soporto que siempre seas esa persona que hace que, cuando me habla, me tiemblen las piernas, se me acelere el pulso y se me desboque el corazón...
No soporto que siempre tenga presente en mi cabeza el pensamiento que me recuerda que tenga cuidado con lo que hago y digo por lo que puedas pensar sobre mí...
Pero lo que menos soporto esque seas siempre ESA PERSONA. La única que es capaz de crear ciertas reacciones en mi, la que me hace arriesgarme aun sabiendo lo que pasará, la que me ha cambiado a vista de los demás, la que me ha hecho más fuerte, la que me ha marcado (ahora y por siempre), en definitiva... NO SOPORTO QUE SEAS LA PERSONA QUE MÁS ME IMPORTA aun sabiendo que yo no soy nada para ti...